Tormenta Fred

Moradores en ribera de los ríos Ozama e Isabela, entre calma y expectativas por lluvias

  • Reiteran llamado al Gobierno para que reubique a familias de las zonas vulnerables del Gran Santo Domingo
Santo Domingo
1/5

Una mezcla de calma y expectativa imperaba este miércoles entre moradores de barrios cercanos a los ríos Ozama e Isabela ante su posible crecida por causa de las lluvias dejadas por la tormenta Fred que inundó calles y avenidas del Gran Santo Domingo y otras ciudades.

En La Ciénaga, Los Guandules, Gualey, Los Tres Brazos y el barrio Los Coordinadores en Santo Domingo Norte la gente estaba tranquila porque la experiencia le dice que los ríos no representaban peligro, pero que si continuaban las lluvias, su situación sí se complicaría.

Líderes comunitarios junto a autoridades como la Defensa Civil tomaban las medidas de lugar para prevenir cualquier situación por causa de los aguaceros.

Jesús Martínez, de la junta de vecinos de La Ciénaga, dijo que siempre están preparados para ir en auxilio de la gente junto a los bomberos y demás entidades de socorro. La parte más vulnerable de ese sector, al igual que de Los Guandules fue liberada de viviendas por la construcción de las obras que ejecuta el gobierno en el proyecto Nuevo Domingo Savio.

Norbo Pachano, de la junta de vecinos Los Coordinadores, en la ribera del Ozama frente a la Vieja Barquita, dijo que activaron el comité de gestión y riesgo para enfrentar esa eventualidad y afirmó que cuentan con equipos.

“Estamos alerta para cualquier cosa que pueda suceder porque todavía estamos esperando a ver qué va a suceder, pero todo el equipo, inclusive, el sector está a la expectativa para lo que pueda ocurrir”, dijo a Diario Libre.

Reconoció que viven en una zona vulnerable y aunque no cuentan con refugios, cada vez que el río penetra a las viviendas de la parte baja, los vecinos acogen a las familias afectadas.

Marita Guillén vive en la zona de inundación y dice estar tranquila porque es cuando río arriba llueve mucho que se desborda el Ozama y sus aguas arropan sus casas. Indicó que es posible que al transcurrir las horas la situación se complique.

Exhortó al presidente Luis Abinader a que visite el barrio Los Coordinadores para que vea como vive la gente.

“Yo vivo aquí desde hace más de cuarenta años y ningún gobierno se ha preocupado por nosotros, yo y mi familia votamos por Luis Abinader Corona y le pedimos que baje para acá para que nos ayude a salir de esta situación”, declaró Guillén.

Mientras que José Manuel Mendoza dijo que viven con miedo porque cada vez que el país es afectado por alguna tormenta o huracán “tienen que andar con la ropita arriba”.

“Nosotros le pedimos al presidente Luis Abinader, que por favor, tenga piedad del sector Los Coordinadores de Sabana Perdida porque pasan presidente y vienen presidentes y nunca nos han tenido en cuenta, por favor presidente, mande una comisión de la Presidencia a ver este lugar, que este es un pésimo lugar no apto para vivir la gente, pero aquí es que tenemos nuestro rancho”, expresó.

La zona que más rápido se inunda cuando llueve de manera considerable es la Vieja Barquita, pero el gobierno desalojó a más de 1,600 familias de ese lugar donde hoy se construye un parque fluvial. El gobierno del expresidente Danilo Medina construyó La Nueva Barquita.

Comentar/Ver Comentarios